Libre Comercio

El esperpento al poder en USA

Posted on Actualizado enn

Con permiso del autor, comparto con ustedes este artículo, oportuno e ilustrativo.

Por Jorge V. Ordenes-Lavadenz

El esperpento es una figura literaria estrafalaria ideada hacia 1920 por el novelista español de la Generación de 1898, Ramón del Valle Inclán, creador de la narrativa de dictadores iberoamericanos con la novela Tirano Banderas. Ésta dice algo muy alusivo a los desplantes del flamante presidente de EE.UU., Su Excelencia Donald Trump: “Santos Banderas les garanta que el día más feliz de su vida será cuando pueda retirarse y sumirse en la oscuridad a labrar su predio, como Cincinato. Crean, amigos, que para un viejo son fardel muy pesado las obligaciones de la presidencia”. (Col. Austral, 5ª Ed. p. 17).

Con las múltiples y numerosísimas manifestaciones públicas en contra de S.E. en las principales ciudades de EE.UU. y del mundo, sobre todo de mujeres, ocurridas el sábado 21 de enero, un día después de su toma de posesión, más su paradójica visita también ese sábado a las oficinas centrales de la Agencia Central de Inteligencia de EE.UU. donde alabó a esa repartición luego de haberla denigrado públicamente días antes… entre otras manifestaciones habladas y escritas sobre todo en twiters, todas esperpénticas, se puede decir que desde el día después de haber tomado la presidencia es probable que ya se sienta como Cincinato y quiera que todo esto se acabe aunque ese “todo” recién empieza. La resaca ha de costar a S.E.… como el percatarse de que “hacer muros” no solamente es de charlatanes sino de ilusionistas.

Como candidato dizque republicano en junio de 2016 S.E. se burló de los otros diez y seis candidatos insultando a la mayoría de ellos, denigrando a la mujer en los debates y sobre todo en grabaciones no solamente esperpénticas sino denigrantes en las que aludía a las partes femeninas íntimas con desplante machista de donjuanesco conquistador (aunque ni el Burlador de Sevilla ni Juan Tenorio llegaron tan bajo). Se burló públicamente de los lisiados, de los musulmanes, de los estadounidenses descendientes de Africanos y Mexicanos de estadía ilegal a los que llamó “asaltantes” y “violadores”, aunque en su discurso inaugural ¡ojo! se contradijo al decir: “cabe recordar ese viejo adagio que nuestros soldados nunca olvidarán, no importa si somos negros, marrones o blancos, todos sangramos la sangre roja de los patriotas”.

Prometió que el primer día de mandato derogaría lo hecho por el presidente Obama. Y lo está intentando pese a que su gente le está comenzando a decir que tal cosa no es fácil. En su discurso inaugural también dijo que muchos estadounidenses “están atrapados en la pobreza entre escombros de las que una vez fueron fábricas hoy esparcidas en el paisaje cual lápidas”; también aludió al sistema educativo de EE.UU.: “está repleto de dinero pero deja a nuestros hermosos estudiantes en la supina ignorancia”. Terminó diciendo que esta “carnicería se acaba aquí y ahora”.

La anterior es una de sus más esperpénticas e incluso desaforadas afirmaciones que el ciudadano común del país no ha de olvidar fácilmente. Es la manera negativa, insultante y contradictoria en que ha asentado su candidatura “populista” de derecha aunque cabe aclarar que la pobreza también atrapa a los barrios pobres de las ciudades como Chicago donde el crimen, sobre todo de gente pobre de color, mata a ciudadanos cada noche; aunque en la ciudad de Nueva York la situación mejora.

Esperpéntico es afirmar: “de hoy en adelante EE.UU. será primero” ; debemos proteger nuestras fronteras de los estragos causados por “países que fabrican nuestros productos”. ¿Cómo? ¿Proteger a EE.UU. de productos de China, México, Colombia o Vietnam? ¡Qué protección es esa! ¡Todos deberíamos saber que producirlos en EE.UU. costaría más al consumidor estadounidense!

Alguien tiene que decir a S.E. que el comercio internacional existe desde hace miles de años sobre todo por los factores de competitividad, algo que en Bolivia, por ejemplo, lo entienden al dedillo los contrabandistas y los empleados de aduanas… sin connotación esperpéntica.

Para las autoridades: Latinoamérica cambia

Posted on Actualizado enn

Bajo el título de “Cambios en el mapa latino, una amenaza a Mercosur”, el diario carioca O Globo trajo este domingo un comentario que merecería la atención de las principales autoridades del país. En uno de sus párrafos finales, la nota subraya que ahora Bolivia y otros países de su linaje ideológico están cada vez más aislados, como resultado de los recientes movimientos ocurridos en el Pacífico sur. Firmado por Jose Casado, del cuerpo de comentaristas del diario, la iniciativa de cuatro países busca alcanzar la libre circulación de personas y bienes en el territorio que abarcan. Algunos párrafos del trabajo (la traducción es del blog):
Ha surgido una novedad en el mapa político y económico de América Latina: México, Colombia, Perú y Chile se unieron para dar libertad plena a sus empresas y a sus 215 millones de habitantes para transitar, estudiar, trabajar, mover capitales y hacer negocios sin necesidad de licencia previa de los gobiernos locales.
Es lo que proyecta la Alianza del Pacífico, un nuevo bloque regional cuya creación fue anunciada por los presidentes Felipe Calderón (México), Juan Manuel Santos (Colombia), Ollanta Humala (Perú) y Sebastián Piñera (Chile). Está prevista la adhesión de Panamá y Costa Rica en el segundo semestre.
Ha sido una movida sorprendente, rápida y eficaz. En diciembre de 2010, el entonces presidente peruano Alan García lanzó la idea, recibida con entusiasmo por México, Colombia y Chile. Un año después se reunieron y fijaron un plazo de seis meses para un acuerdo definitivo. En marzo, llegaron a un consenso en una reunión cumbre inédita, por teleconferencia.
El día 6, en Antofagasta, firmaron el acuerdo básico. Es un compromiso ambicioso para la libre circulación de personas, mano de obra, capitales, bienes, servicios, mercaderías, integración de redes de enseñanza (especialmente universidades), entidades financieras y creación de instancias internacionales comunes.
Las reglas del nuevo bloque son sencillas: para entrar es preciso tener tratado de libre comercio con todos los socios, ser una democracia, tener estabilidad jurídica y constitucional. A Panamá y Costa Rica, provisionalmente “socios observadores”, les faltan los acuerdos comerciales. En diciembre regirá la libre circulación de mercaderías: se eliminan las barreras aduaneras y las normas de origen sobre lo que es producido por los socios.
No es poca cosa. Los cuatro forman un mercado de 215 millones de consumidores, suman el 35% del PIB latinoamericano y son responsables del 55% de las exportaciones de este pedazo del planeta.
Hay aspectos políticos relevantes. México, Colombia, Panamá y Costa Rica son bi-oceánicos, con salidas al Pacífico y al Atlántico. Además, tienen economías abiertas, basadas en acuerdos de comercio con China, Estados Unidos, Unión Europea, Japón, Corea, Taiwán, Singapur y los principales centros económicos del Medio Oriente.
En práctica, significa que está naciendo un bloque político y económico capaz de rivalizar con Mercosur (Brasil, Argentina, Paraguay y Uruguay) , con fisuras causadas por las disputas entre socios por las barreras crecientes sobre un comercio regional de 100.000 millones de dólares anuales.
La alianza marca un distanciamiento definitivo de los cuatro respecto a Mercosur, anulando las gestiones previas para que participen en el bloque del Atlántico Sur. Presenta una alternativa más eficaz al Mercosur, cuando Uruguay y Paraguay debaten la conveniencia de seguir atados a un proyecto de integración con escasos beneficios para sus economías. Y deja aún más aislados a Venezuela, Ecuador y Bolivia, donde florece la desagregación política, social y económica.
El tiempo mostrará si los gobiernos de México, Colombia, Perú y Chile, con Panamá y Costa Rica, serán capaces de convertir la alianza en una “plataforma de articulación política, integración económica y comercial y de proyección al mundo, con énfasis en la región Asia-Pacífico”, como prevé la constitución del bloque.