Audio

¿Nuevo testigo clave?

Posted on Actualizado enn

El segundo audio atribuido al Dr.Soza trajo una información, supuesta, -el magistrado niega que sea su voz y dice que se trata de un montaje de la parte acusada- sobre quién será el testigo pivote de la acusación en la próxima fase del “juicio del siglo” que se desarrolla en Santa Cruz. Por lo que se escucha en el audio, disponible en la red, este personaje sería un asesor de primera línea del fiscal
“Terminan (con la fase de) los incidentes y excepciones (y), tienes que estar con nosotros, porque tú eres el consultor; ahí empiezan las preguntas…Sí o sí, tú tienes que estar. Mañana mismo debo hablar con la doctora” para los gastos que representaría que esa persona venga s Santa Cruz, se escucha decir a la voz atribuida al Fiscal decir a su interlocutor.
La fase de incidentes y excepciones es la que está en curso y debe extenderse por algunas audiencias más.
Está todavía pendiente de confirmación si Soza ha sido efectivamente alejado de la conducción del caso. El fiscal dice que sí, que continua en funciones,  pese a que el fiscal General Ramiro Guerrero ha dicho que no. Esta situación deberá quedar aclarada al reiniciarse las audiencias este lunes.
En el supuesto que los audios entregados por la senadora Carmen Eva Gonzáles resulten auténticos y si el Dr. Soza sale con reasume la dirección del caso, el personaje debería aparecer, en algún momento, entre los hombres próximos al fiscal.
Es el audio en el que la voz supuesta del magistrado dice que el ex líder cívico cruceño Branko Marinkovic ha sido incriminado por orden del Ministerio de Gobierno para mantenerlo fuera del país. En el audio también se reitera que un arma fue “plantada” sobre la cama de Eduardo Rózsa Flores y se afirma que sólo dos de los 38 acusados (el general Luis Añez no figura más entre ellos) no podrían ser sentenciados. Es decir, 36 serían sentenciados.

“No creo que le hayan dicho al presidente”, se escucha decir a la voz atribuida al magistrado.
Las autoridades han dicho que se proponen entregar las grabaciones a entidades especializadas extranjeras, pero se desconoce la cuáles seríann esas entidades a las qye se encomendaría el estudio.
Dos laboratorios, uno de Brasil y otro de España, han certificado que la voz atribuida a Soza es efectivamente del fiscal.

¿Kaput?

Posted on Actualizado enn

Para este lunes está prevista la lectura del inventario de pruebas en el hasta ahora llamado “caso terrorismo”, en Santa Cruz, y la comparecencia en La Paz del fiscal hasta hoy desaparecido Marcelo Soza Álvarez para declarar sobre el audio que se le atribuye en el que supuestamente formula revelaciones peligrosas para la cúpula del gobierno en torno a aquel y otros episodios. Por casualidad, los dos eventos ocurrirán en una jornada que en muchos países es el día de la mentira (en el nuestro es el 28 de diciembre).
Dos pericias técnicas respetables (una brasileña y otra española) aseguran que la voz que se escucha en el audio corresponde al Dr. Soza, el fiscal más poderoso de Bolivia hasta el 16 de marzo, el día en que públicamente no se supo más de él. Han pasado dos semanas y está anunciada por la senadora Carmen Eva Gonzáles un segundo audio, “más grave” que el ya conocido por un gran número de bolivianos. Entrevistada por John Arandia, de Cadena A, la senadora dijo que esperaría unos días para dar a conocer el nuevo video, aunque a estas alturas cada día son menos los que aún dudan de la autenticidad del ya conocido.

El margen de maniobra del fiscal luce muy escaso este final de marzo.
La tesis sostenida por el fiscal es cada hora que pasa más endeble. Su desaparición del escenario público le ha propinado el que puede ser el golpe de gracia final. No quería que las audiencias de caso que presidía se desarrollasen en Santa Cruz alegando que su vida y la de los fiscales del gobierno corrían peligro. La normalidad de las audiencias lo ha desmentido.

Su comparecencia y las declaraciones que pudiere formular mantendrán la atención de gran parte del país. Lo mismo ocurrirá con la lectura del informe sobre las pruebas en las que se ha basado todo el caso que empezó hace cuatro años.
La ronda sólo será el comienzo de otra que deberá determinar cuán ciertas son las afirmaciones que se escuchan en la grabación.