En vilo el ingreso venezolano a MERCOSUR

Posted on Actualizado enn

El ingreso de Venezuela a MERCOSUR, decidido supersónicamente por los presidentes reunidos en Mendoza, Argentina, el pasado viernes, empieza a mostrar aristas más allá de las que Caracas habría deseado desde que hace  ocho años empezó a buscar  incorporarse al mayor bloque de integración comercial del continente sudamericano. Acaba de saberse que Uruguay no estaba de acuerdo con el ingreso expedito del rico país petrolero y que su presidente José Mujica no impuso el veto uruguayo para evitar una crisis mayor que habría disgregado al bloque forjado hace 21 años. La revelación puede colocar en entredicho el pase de ingreso venezolano al grupo.

La versión sobre la actitud uruguaya, mantenida a lo largo de los encuentros previos a los que sostuvieron los presidentes de Brasil, Argentina y Uruguay (Paraguay, el cuarto del grupo, fue excluido de la reunión y luego suspendido del grupo) fue dada por el canciller Luis Almagro a un canal de TV de su país y divulgadas este mediodía por el sitio digital de El País, de Montevideo.
“En el marco negociador que teníamos el día jueves, nosotros fuimos especialmente contrarios al ingreso de Venezuela en el MERCOSUR en estas circunstancias” (la crisis en Paraguay), dijo Almagro, citado por el sitio periodístico.
Las presidentes de Brasil y Argentina, en ese orden, presionaron por dar luz verde al ingreso venezolano en vista del comercio robusto que esos dos países tienen con el vecino del norte sudamericano y acabaron convenciendo al uruguayo Mujica a unirse al dúo en vista de las relaciones comerciales uruguayas, también fuertes (es el cuarto socio comercial uruguayo), con Venezuela.
Hasta ese momento, el único socio de la agrupación que había impedido el ingreso venezolano era Paraguay. Pero suspendido, Paraguay no fue obstáculo para el planteamiento de aceptación del nuevo socio, presentado por la mandataria brasileña Dilma Rousseff, informó el sitio de El País. “La iniciativa fue más bien brasileña. El posicionamiento de Brasil fue decisivo en esta historia”, dijo Almagro.
Sin embargo, no es que el ingreso venezolano sea un hecho totalmente consumado y pueden ocurrir discusiones y controversias dentro del grupo, que ahora tendría a dos socios de tamaño económico mayor, uno mediano (Venezuela) y un peso pluma, que sería Uruguay. Es posible que a los uruguayos, aún sin admitirla, no les agrade esta ecuación.
“Para mí, la última palabra aún no está dicha”, afirmó Almagro. De inmediato dijo que la cuestión pasará a los servicios jurídicos de la cancillería para “analizar nuevamente la legalidad de esta medida”. Dijo también que si los tres presidentes hubiesen estado de pleno acuerdom ek ungreso veneolano habría ocurrido el mismo viernes pasado.
El ingreso formal de Venezuela estará pendiente hasta el 31 del mes que acaba de comenzar. Ese día deberían reunirse en Rio de Janeiro los presidentes  del todavía trío MERCOSUR (Argentina, Brasil y Uruguay), para dar la bienvenida a Venezuela, que los diarios paraguayos dicen que ha entrado al grupo por la ventana. En Brasil, por los comentarios que aparecen en los medios,  hay una notoria insatisfacción con lo corrido y con la postura de su gobierno. Los días que restan para la reunión en Rio pueden ser extremadamente prolongados.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s