Temas ignorados

Posted on

El mar y el Tipnis fueron dos temas fundamentales ignorados por completo en el discurso del Sr. Presidente en el homenaje a la Patria, ayer, 6 de agosto.  Antes, los presidentes solían realizar una reseña sobre las relaciones externas y, en particular, sobre el tema marítimo. Esta vez, el presidente Morales, tal vez aún bajo los efectos del sentirse que Bolivia está sola en su reclamo ante Chile y que las perspectivas de diálogo con algún resultado son sombrías, optó por el silencio. Podía haber dicho que los bolivianos y parte de la comunidad internacional son testigos de los esfuerzos de su gobierno por lograr un avenimiento con Chile, y mencionar la iniciativa boliviana para que los dos mandatarios de encuentren en Lima el 28de julio. Y agregar que eso demostraba que en Bolivia se mantiene la actitud constructiva. Pero que esa actitud fue desdeñada por Chile. Ya sabemos lo que Chile podría haber respondido, pero el pueblo boliviano tenía el derecho de escuchar de su presidente una explicación sobre el fiasco de Lima. ¿Por qué decidió silenciar ese encuentro?  Una conclusión: El presidente ha deshojado el pétalo de una nueva margarita. Imagino cómo debe pesar en su ánimo el  haber dejado pasar cinco años para hacerlo y mantener con la ex presidente Michele Bachellet un idilio que no llegó a dar fruto, cuando su voz aún tenía eco en muchos países y el respaldo del que gozaba en Bolivia era no tenía nada que le hiciese mella. Ahora no sabemos por seguro si los trámites para ir a tribunales internacionales persiste y en qué estado se encontraría la eventual gestión. Quizá algún día nos haga saber lo que pasaba por su mente este 7 de agosto al escuchar a 3.500 soldados repetir el estribillo “Antofagasta, tierra hermosa…”, etc. o a quien daba lectura a la orden de día reiterar que “el mar nos pertenece por derecho…”, etc.

El mismo silencio cubrió al tema del Territorio Indígena Originario Parque Nacional Isiboro Sécure. Es el mayor conflicto interno que enfrenta el gobierno, al que en una semana, por lo establecido hasta ahora, se agregará una marcha de Trinidad a La Paz. Hay empresas petroleras interesadas en perforar en los límites de ese parque, y el gobierno tiene prisa en explorar territorios donde haya las mayores posibilidades de encontrar hidrocarburos. Los indígenas del parque han reiterado su oposición a la carretera que, de acuerdo al trazado original, deberá atravesar el lugar, considerado uno de los pocos en condición intocada o no devastada que todavía existen en el mundo. El presidente, sin embargo, tuvo una frase poco feliz hace un par de días: “El parque no es tan virgen como se cree”. Partiendo de la primera autoridad nacional, la frase no tiene atenuantes.

Por ahora, los indígenas y los defensores del TIPNIS han logrado una victoria parcial cuando Brasil decidió que no concederá los 305 millones de dólares de crédito que había comprometido para la obra si antes no se realiza una consulta con los indígenas. El valor de esa consulta aún no está definido. El gobierno dice que el resultado no es vinculante. Los pobladores y sus defensores dicen que consulta no es  un plebiscito sino u estudio integral del área y del impacto de la carretera.  Una verdadera solución no está cercana.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s